Comunidad de Picassent

   Hacia el año 1.909, llegaron las primeras Operarias Catequistas a Picassent,  movidas por el ejemplo apostólico de Madre Josefa y con el deseo de que todas las personas conociesen y amasen a Dios. Se desplazaban los domingos desde Alaquàs, para dar Catequesis a jóvenes y niños en este pueblo. La  casa donde vivieron las primeras hermanas, fue una donación hecha por los herederos de la madre de una  de las hermanas.

fachada nueva picassent  El día 5 de agosto de 1929 tiene lugar la inauguración solemne de la capilla, quedando instalada la Comunidad. Durante los primeros años se dedicó a Casa de espiritualidad.

   Otra actividad a destacar fue la acogida de niñas huérfanas o desprotegidas... a las que se dio el nombre de "Doloretas" (en recuerdo de nuestra patrona la Virgen de los Dolores). Fue una de las necesidades de aquellos tiempos a la que Madre Josefa quiso salir al encuentro y que inculcó a sus hijas. Ellas supieron suplir, en la medida de lo posible,  las carencias que tenían, dándoles cariño y todo cuanto necesitaban.

  En 1958 se hacen algunas reformas en la casa y se comienza a trabajar en un parvulario, impartiendo educación a un gran número de niños del pueblo. Esta labor la continuamos en el centro de Educación Infantil "San Cristobal Mártir II, totalmente reconstruido y adaptado en el año 1998, para impartir el segundo ciclo de Educación  Infantil, no sin gran sacrificio de las hermanas y con la colaboración de muchas personas de Picassent.

   Somos conscientes de la importancia que tiene la educación en estas primeras etapas de la persona; por eso, como exigencia de nuestra vocación, queremos hacer realidad nuestro lema: "TOMA AL NIÑO Y NÚTRELO  PARA MI".

   Siendo fieles al carisma que nos legó Madre Josefa, desarrollamos nuestra labor catequética en las dos parroquias existentes en Picassent, y ateniéndonos al mensaje de Jesús: " DAD GRATIS LO QUE GRATIS HABÉIS RECIBIDO". Esta labor se desarrolla junto a los grupos de catequistas seglares con los que compartimos tarea y vida.

   Nos parece digno de mención la tarea que están realizando un grupo de catequistas a favor de un proyecto de un comedor que la congregación tiene en Medellín (Colombia) concretamente en Niquia " PROYECTO NIQUIA". Gracias a su ilusión, trabajo, sacrificio y, sobre todo, su amor a los más pobres, hacen posible la alimentación de más de 200 niños durante todo el año.

  Además de la catequesis, se atiende espiritualmente a enfermos o impedidos a los que se les lleva la Comunión y se les conforta en su enfermedad o padecimiento. Esta misión ha sido una constante en esta comunidad desde los orígenes de su fundación.

 "LA MIES ES MUCHA Y LOS OBREROS SON POCOS". Necesitamos personas comprometidas, que sean capaces de entregar su tiempo y sus talentos por una causa que merece la pena: anunciar el Reino de Dios a todos y especialmente a los más pequeños.

picasent

  Brindamos nuestra comunidad para aquellas personas que se sientan llamadas a hacer una experiencia en la vida de apostolado y en la Vida Religiosa.

Teléfono de contacto 96/1230592